Montemar 150×150

JUEVES: Caluroso con poca nubosidad, vientos moderados del noreste. Máxima: 36ºC Mínima: 21ºC
VIERNES: Muy caluroso con poca nubosidad, vientos moderados del noreste. Máxima: 37ºC Mínima: 21ºC
SÁBADO: Muy caluroso con poca nubosidad, vientos leves del noreste. Máxima: 38ºC Mínima: 22ºC

Roban, drogan y asesinan a un policía

Roban, drogan y asesinan a un policía

 

En la madrugada de este domingo, un policía falleció en el Hospital El Carmen, luego de avisar por sus propios medios mediante llamadas telefónicas a sus compañeros que había sido drogado. Conmoción en la fuerza.

Se trata del Oficial Inspector Rodolfo Darío Barrera Ferreyra (47), quien era soltero y vivía solo. A las 2.25 horas de este domingo, avisó al 911 que se sentía drogado y que, además, tenía una herida en el cuello y le habían sustraído elementos de su domicilio.

Un grupo de policías llegó a los pocos minutos al lugar de su vivienda, Las Heras 1515 de San José,  procediendo a violentar la puerta para poder ingresar. Allí observaron la conmovedora escena:  Barrera tirado junto a un charco de sangre. Un móvil del Servicio de Emergencia Coordinado procedió al traslado del efectivo herido hasta el Hospital El Carmen, previo corroborar que presentaba una herida punzante en el cuello, del costado izquierdo. Ya en la guardia médica, profesionales corroboraron que la mencionada herida, le había afectado la arteria, y que el infortunado efectivo había perdido abundante sangre. Fue sometido a una cirugía, ya en un estado sumamente crítico, falleciendo lamentablemente pocos minutos después de las 6 de la mañana en dicho nosocomio.

Efectivos policiales corroboraron que en el domicilio de Barrera, faltaba un televisor y un equipo de música. Además, se procedió en ese lugar del secuestro de las prendas de vestir y el celular del efectivo fallecido.El caso es extraño: la puerta se encontraba cerrada y debieron derribarla a patadas. Él mismo policía asesinado dijo que lo habían drogado. ¿Lo sorprendieron personas que ingresaron a su domicilio con afán de robarle? ¿O acaso estuvo con alguna persona de su conocimiento en el momento en que fue atacado? Todas esas, y otras dudas, son materia de investigación judicial.

El hecho originó una fuerte conmoción en la fuerza, por lo impactante y extraño del mismo.

Investiga el caso la oficina Fiscal 8 de la Comisaría 25 de San José, Guaymallén.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *