SANTA ROSA
LA PAZ
RIVADAVIA
JUNÍN
SAN MARTÍN

Viernes: Nubosidad variable con tormentas aisladas hacia la noche y poco cambio de la temperatura, vientos del noreste. Precipitaciones en cordillera.
Máxima: 39ºC Mínima: 24ºC

Flor Destéfanis: “Le pido a la gente que se anime a confiar en una propuesta nueva”

Flor Destéfanis: “Le pido a la gente que se anime a confiar en una propuesta nueva”

Flor Destéfanis, candidata en Santa Rosa a intendente por el peronismo respondió una serie de preguntas a Tiempo del Este, cuando falta menos de una semana para las elecciones

¿En líneas generales, cómo está hoy Santa Rosa?

Hoy Santa Rosa tiene muchos problemas. El principal es económico: no generamos empleo genuino, la actividad económica depende en gran parte del municipio. Es necesario plantear una política de Estado en el largo plazo: definir qué actividades podemos impulsar hacia el futuro. Hay que recuperar las fincas y darle valor agregado a nuestra producción, hay que apostar a poner de pie algunas fábricas que desaparecieron, pero también desarrollar nuevas actividades. Santa Rosa tiene poca actividad comercial, no tiene turismo, tiene pocas empresas de servicios que trabajen fuera del departamento. Más empleo es más consumo y más actividad económica. Más empleo y actividad económica permiten que el Estado no tenga que ser el único que genera trabajo, y se puedan destinar más recursos a servicios públicos y a infraestructura. Superar los problemas económicos nos va a permitir dar mejor salud, mejor educación, mejor seguridad. Santa Rosa tiene hoy los peores indicadores económicos de la provincia: encabezamos los rankings de pobreza de la provincia, claro que no estamos bien.

¿Cuál es su opinión de la corta gestión que ha realizado Norma Trigo?

Le valoro haber puesto en orden temas administrativos, con una gestión anterior que terminó mal. Pero no veo ni avances ni intenciones de resolver las cuestiones estructurales. Con Trigo Santa Rosa pasó a recibir muchos más fondos provinciales y nacionales. Pero el dinero se gasta en planes de trabajo que no generan soluciones a largo plazo. Por ejemplo: se contrataron casi 70 personas para limpiar entre diciembre y febrero tres barrios de Las Catitas, por un sueldo mensual de 3 mil pesos. Eso implica básicamente que esas personas no sólo que se quedan sin trabajo después de las elecciones, sino que siguen dependiendo del gobierno de turno para sobrevivir. Cuando hablamos de una nueva política hablamos también de buscar soluciones verdaderamente superadoras a los problemas que tenemos desde hace 20, 30 o 40 años. La gente está enojada con la política justamente porque ve que pasan los distintos partidos políticos por el gobierno pero las viejas mañas siguen.

¿Cuál es su opinión de la gestión del ex intendente Sergio Salgado?

Creo que por un lado le faltó, claramente, orden administrativo. Ese orden administrativo es importante porque significa austeridad, significa invertir cada peso lo mejor posible, hacer lo que uno hace con la economía de su casa. Cuidar los recursos. Ese desorden, esa falta de control de mucha de la gente del entorno, terminó como terminó. Pero le valoro el alto nivel de compromiso social: Salgado fue un intendente que caminaba por los barrios, que visitaba mucho a los vecinos, que cuando la gente tenía necesidades muy urgentes buscaba solucionarlas como sea, eso también hizo que se cometieran irregularidades. Me parece que su mayor falencia pasó por no poder poner de pie la economía del departamento, para que haya una cierta estabilidad más allá de los contextos, que siempre varían.

¿Cuáles son los dos o tres temas sobre Santa Rosa que más la preocupan?

Como dije, la economía es el principal. Generar actividad económica y empleo real, fomentar la creación de pequeñas empresas que contraten trabajadores y que con el tiempo puedan ir creciendo y generar más empleo, en ese tema no hay mucha ciencia. Si hay poca plata en la calle todo se hace cuesta arriba. En segundo lugar, tenemos un tremendo déficit en cuanto a los servicios públicos básicos. Santa Rosa es el único departamento de la provincia sin cloacas, nuestros vecinos tienen mucha dificultad para acceder a agua potable que muchas veces es, encima, de poca calidad. Hay muchísimas viviendas muy precarias. Eso significa chicos más expuestos a enfermedades, con más dificultades para terminar la escuela. Son círculos viciosos de marginalidad y pobreza que hay que frenar urgentemente. En tercer lugar, creo que es clave dar un salto de calidad en la administración del Estado. Tenemos que poder gobernar con transparencia, orden y visión estratégica. Con el tiempo, hemos pasado a tener un gobierno que sólo aplica parches a las cuestiones urgentes y que jamás se plantea cómo resolver los problemas de modo definitivo. Por ejemplo: cada vez que llueve mucho tenemos muchísimas viviendas con problemas. El municipio debe invertir recursos para ayudar a quienes se les cayó el techo o perdieron todas sus cosas con el agua. Pero durante la temporada sin lluvias tenemos que trabajar con esas familias para que las casas no se les lluevan más. Así no ni el Estado ni las familias tienen que volver a gastar sus pocos recursos en el mismo techo, en el mismo colchón, otra vez.

¿Cómo se resuelve la situación de una comuna sobrepoblada de personal?

Se resuelve con la creación de empleo real en el sector privado. Si vos simplemente despedís empleados, como han planteado el gobierno nacional o el gobierno provincial, sólo generas más desempleo. Si hay más desempleo hay menos dinero en la calle, los comercios venden menos. Y si los comercios venden menos y hay menos actividad la municipalidad recauda menos. Los ajustes que plantea Cambiemos, como estamos viendo, no funcionan porque ignoran que el Estado se empieza a sobrepoblar de personal cuando la estructura económica no genera empleo real. Preguntale a cada vecino de un pueblo empobrecido y todos te van a decir lo mismo: el pueblo andaba bien y crecía cuando había fincas, cuando había tren, cuando había comercios. Yo tengo muy claro que la generación de empleo público no es la solución definitiva, es nada más que un paliativo. Pero salir a despedir gente no funciona por lo que te comentaba antes. Cómo lograr tener menos empleados? Con más empleo y mejor remunerado en el sector privado, con microemprendimientos. Yo te aseguro que alguien que cobra 3 mil pesos por mes del municipio estaría mucho más feliz si el municipio lo ayudara a armarse su propio negocio, para ganarse esos 3 mil pesos, y más, fabricando y comercializando algún producto o servicio.

¿Cómo se atraen inversiones privadas?

Generando las mejores condiciones posibles para que el inversor elija Santa Rosa. Eso implica no sólo ofrecer beneficios fiscales, por ejemplo, sino tener bien claro con qué recursos contamos, tanto económicos como humanos. Implica también ofrecer buena calidad de servicios públicos, lo que nos obliga a ser un municipio eficiente y solvente. Tenemos que explorar el potencial de nuestros recursos, y explotarlos inteligentemente. Te pongo un ejemplo: La Salada fue una buena idea, pero hay que mejorarla. La Salada debería ser uno de los muchos comercios que se pueden desarrollar sobre la ruta 7, nosotros tenemos que aprovechar mucho mejor el hecho de que todas las localidades del departamento están cercanas al Corredor Bioceánico, que es una de las principales rutas de Sudamérica, eso nos da muchas posibilidades.

¿Dónde pondrá el acento su gestión?

En resolver los problemas urgentes al mismo tiempo que planificamos la Santa Rosa de las próximas décadas. Lo urgente es lo que comenté anteriormente: las situaciones de pobreza extrema, los servicios públicos y la generación de empleo. En el largo plazo debemos planificar un departamento que de a poco vaya logrando que todos sus habitantes tengan la mejor calidad de vida posible.

¿Qué la diferencia de Norma Trigo?

Creo que ella es una administradora pero nosotros hemos conformado un equipo de gente joven, que apuesta a la transparencia y la innovación para lograr un futuro para Santa Rosa. Nos diferenciamos en energía, visión, fuerza de transformación y cercanía con el vecino. Esto es muy importante: no vamos a resolver los problemas que tenemos hace 40 años con las mismas recetas con las que venimos fracasando hace 40 años.

¿Qué tiene para decirle a los independientes?

Que se animen a confiar en una propuesta nueva, que pretende renovar la política en las formas y y en el fondo. No somos sólo nombres nuevos, lo que estamos planteando es la necesidad de hacer política de otro modo. Yo creo que este es un momento en el que la gente ya casi no cree en los dirigentes, porque ha visto como la política se ha ido encerrando en sí misma. Llegamos un punto en el que hemos visto muchos políticos completamente desconectados de la realidad de los ciudadanos. Eso es lo que queremos cambiar de una vez por todas. Y esos independientes están buscando esa nueva política. Por eso les digo que se animen a confiar, que se animen a conocernos y que nos den la oportunidad de demostrárselos.

¿Qué tiene para decirle a los jóvenes?

Que los entiendo, porque soy una más de ellos. Sé lo difícil que es ser joven en este momento. Se que cuesta muchísimo estudiar, que los santarrosinos nos tenemos que ir a otros lugares, con las complicaciones económicas que eso implica. Sé lo difícil que es quedarse y conseguir trabajo. Sé lo difícil que es volver para los que se fueron. Yo padecí, y hace muy poquito tiempo, todas esas cosas. Por eso los jóvenes son mi prioridad. Si te digo que queremos construir el Santa Rosa del futuro, el departamento que queremos para nuestros hijos, lo que te digo es que ese departamento lo van a construir los jóvenes, ellos son la clave de ese futuro. Tenemos que apostar a la educación, al deporte, a la cultura para que esos chicos estén enfocados en buscar qué les gusta hacer, qué talentos tienen. Y tenemos que generar espacios para que ese talento explote, y eso termina beneficiando al departamento. Te pongo otro ejemplo: si creamos espacios donde los chicos que hoy no acceden a computadoras puedan acceder, podemos encontrar quienes son talentosos, a quienes les apasiona la informática. Si a ese chico lo ayudamos a estudiar, el día de mañana se termina abriendo una empresa de servicios informáticos, genera empleo, mejora su vida y la de un montón de gente. Esa es la mirada que buscamos para los próximos años.

¿Qué tiene para decirle al productor?

En primer lugar, que me llena de tristeza que los productores estén en la situación tan precaria en la que están. Pero al mismo tiempo quiero que sepan que son una pieza clave para que este departamento se vuelva a poner de pie. Tenemos que recuperar las fincas para que produzcan más y mejor, tenemos que recuperar los galpones de empaque y las conserveras para darle valor agregado a la producción. Nosotros los vamos a ayudar a conseguir financiamiento blando para incorporar tecnología, porque hoy existe tecnología para que los productores no pierdan su cosecha con una tormenta. Y tenemos que tener un municipio que esté permanentemente ayudando a los productores, encontrando nuevos mercados para nuestros productos, ayudándolos en la etapa de comercialización, para que reciban el mejor precio posible para sus productos.

¿Qué opina de Alfredo Cornejo?

Creo que está en la línea de otros gobernadores radicales, como Cobos o Iglesias. Suelen ser dirigentes que dejan una provincia más o menos en orden. Pero tienen el problema de la economía, que nunca lo pueden resolver. Siempre nos llevan a políticas de ajuste y más ajuste que terminan haciendo que vivamos cada vez peor. Lo veo también intentando resolver el problema de la inseguridad, pero en la misma línea: más carceles, más presos, mano dura. Pero no resuelve el problema de fondo, que es que todo el tiempo estamos generando personas que cometen delitos. Generalmente el discurso de la mano dura apunta a los pobres, pero la Justicia es injusta en gran medida porque no es igual para todos. Yo creo que tenemos que empezar a tratar de evitar que se cometan los delitos, porque sino vamos a necesitar tantas cárceles y tantos policías y tanta mano dura que la plata del Estado no nos va a alcanzar nunca.

¿Qué opina de Mauricio Macri?

Creo que su gestión es muy mala, fundamentalmente en la economía. Yo no soy economista, pero te hablo de cómo funcionan las cosas en la calle. Más impuestos, servicios más caros, inflación y sueldos bajos es menos consumo, menos actividad. Me parece que es un gobierno que la única idea que tiene es ajustar a los pobres, y los pobres ya están “ajustados” de toda la vida. A la gente no le alcanza para comer, para pagar la luz, para pagar la nafta que está carísima. Y la gente ya se dio cuenta de que lo de la “herencia recibida” es una excusa. La gente te vota para resolver problemas, se supone que el diagnóstico lo tenés hecho antes de presentarte. El problema de Macri es que mintió groseramente en la campaña. Entonces llevamos 14 meses de un gobierno que todo el tiempo te dice que mintió, que ahora necesita 20 años para la “pobreza cero”. Ahora, yo me pregunto, ¿cómo hacés que haya menos pobres cuando 140 mil personas se quedaron sin trabajo en un año en el sector privado, cuando vemos cada vez más negocios y fábricas que cierran o que despiden gente porque no tienen a quién venderle? Esas contradicciones la gente las ve, o como cuando por un lado te dicen que tiene que haber menos feriados y que la gente no trabaja, pero después el presidente se toma vacaciones todos los meses.

¿Qué opina de Cristina Kirchner?

Yo valoro, en primer lugar, una cuestión que me parece la más importante del kirchnerismo, que es fomentar la participación política de los jóvenes, preocuparse por el rumbo que toma el país, interesarse por pensar cómo resolver los temas que tenemos que resolver. En cuanto a su gestión, creo que lo mejor que tuvo fue tener claro que es necesario el mercado interno, que la gente pueda consumir, que tenga dinero en el bolsillo, porque eso te permite que la economía crezca. Esa es la gran diferencia con este gobierno, y los resultados se notan. Al mismo tiempo soy muy crítica, porque creo que los jóvenes y más los peronistas tenemos que ser críticos, analizar qué errores se cometieron para que no vuelvan a suceder. En ese sentido la gran deuda fue la lucha contra la corrupción. Eso es algo muy importante para el peronismo, que tenemos que resolver, porque un gobierno que se plantea defender a los más humildes tiene que ser consciente de que cada peso que va a la corrupción es un peso que no va a una política pública para los que más lo necesitan, y entonces el daño es muy grande. Es muy importante en la política que el ejemplo venga desde arriba, desde un presidente, un gobernador o un intendente.

¿Cuál es la clave para sacar adelante a Santa Rosa?

La unión del pueblo. Podemos tener las mejores ideas o las mejores propuestas o las mejores intenciones, pero si no nos comprometemos todos en poner lo mejor de cada uno es muy difícil. Si vos hacés un polideportivo y a los pocos días está todo roto, es que las cosas no están funcionando bien. Pero los santarrosinos tenemos las ganas y el talento como para revertir esta situación, y sacar adelante el departamento. Hay que tener buenas ideas, muchas ganas y empuje, mucha honestidad. Hay que trabajar sin parar todos juntos, unidos y organizados, para convertir a la Santa Rosa de hoy en el departamento que soñamos, en el lugar que queremos para nuestros hijos y nuestros nietos.

 

(Ulises Borderil)

Acerca del Autor

Noticias relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *